PONO: La eficacia es la medida de la verdad (Subjetiva)

No hay mayor locura que hacer una sola cosa una y otra vez esperando resultados diferentes.

Desconocido

PONO es el principio de la sabiduría y establece que la eficacia es la medida de la verdad. Este principio a muchos les parecería como indicar que “el fin justifica los medios”, sin embargo la filosofía Huna no es para aplicarse a la política o a la guerra sino para el crecimiento interior de las personas, aunque no por ello este principio puede ser dañino si se lo interpreta mal, obviamente se presupone que estaremos aplicando este principio dentro de lo que es correcto, moral y sano.

Lo que en realidad quiere decir este principio es que lo que funciona para uno puede no funcionar para otros, en todo caso lo que funcione para ti será lo verdadero para ti.

Este principio me recuerda la filosofía del Jeet Kune Do:

  1. Absorbe lo útil.
  2. Rechaza lo inútil.
  3. Crea lo único y verdadero por ti mismo.

Si algo no te ha funcionado, intenta algo nuevo.

Siempre hay otro camino para hacer esto

Hay quienes tienen mucha fuerza de voluntad para lograr bajar de peso, pero hay quienes no la tienen y sería mejor que busquen un par de deportes o disciplinas que les agraden mucho como para que una vez empiecen a practicarlo lo hagan de por vida.

Muchas veces pensamos que algo no es posible o que no podemos lograr algo sólo porque lo hemos intentado anteriormente cuando en realidad lo que necesitamos era cambiar nuestras estrategias o a veces nuestra mentalidad.

Un hombre que quiere bajar de peso puede buscar complejos sistemas y probar de todo y no lograr nada; y al final de todo darse cuenta que le gusta correr y que puede bajar todo el peso que desee corriendo.

No sólo debemos cambiar nuestras estrategias por otras más efectivas sino también nuestras creencias por algunas que nos permitan lograr lo que queremos.

Yo en el pasado pensaba que las mujeres que participaban constantemente en fiestas y salían mucho eran mujeres que no valían la pena, sin embargo con el tiempo me di cuenta que estaba equivocado y que esa creencia estaba perjudicando mis relaciones con mis amigas.

Después de interactuar con muchas mujeres tuve una visión más clara de las cosas y me di cuenta que en realidad en el mundo hay de todo, solo que puede que te estén equivocando en el lugar donde buscas o las personas en quienes confías.

Otra cuestión importante es que a veces podemos hacer lo mismo que hacíamos antes pero con una mentalidad diferente y podremos obtener resultados diferentes.

Imagina que tienes un trabajo y que el mismo consiste en hacer un experimento con las personas que consiste en lo siguiente:

-Ir a hablarle a un desconocido y luego de unos cinco minutos de charla pedirle que te regale 100 euros.

¿Como te sentirías?

Ahora imagina que el experimento más bien es lo siguiente:

-Ir a hablarle a un desconocido y luego de unos cinco minutos regalarle 100 euros.

¿Cual mentalidad, fin o intención será mas efectivo para la interacción? (aquí entra el poder de la intención)

Creo que todo puede reducirse a esto:

Siempre existe una forma de lograr todo lo que quieres, si no la haz encontrado aún es porque intentaste cosas ineficaces o de las ejecutaste de una forma ineficiente.

Los lectores llegaron al artículo buscando

Deja tu comentario!