Deuda buena vs Deuda mala

¡Felicitaciones! Dado que usted no tiene disciplina, y es el tipo de persona que suma cargos, y luego pasa el resto de su vida haciendo pagos mínimos a tasas de interés usureras sin emitir la mínima queda, y es lo suficientemente crédulo para pensar que esta carga generada por computadora, en alguna forma eleva su estatus como persona, usted ha sido preaprobado para la tarjeta de bronce Garlanbank como premio.

Real Life Adventures

Un concepto muy importante acerca de la educación financiera es el hecho de que existen dos tipos de deudas.

La deuda buena

Es la que termina dándote más dinero que el dinero que pediste prestado y los intereses que pagaste, para que una deuda sea rentable obviamente es esencial de que el dinero sea invertido, de hecho se dice que la gente rica sólo se endeuda para ganar más dinero, sólo piden préstamos para ampliar un negocio, crear un negocio, mejorar el negocio u obtener capacitación en algún oficio.

La deuda mala

La deuda mala es simplemente la que no te da dinero, sino más bien puede terminar generándote gastos fijos o simples comodidades no esenciales para vivir, puedes endeudarte para comprarte un televisor, una automóvil o simplemente comprar cosas al crédito pagando determinados intereses (que simplemente es pagar más por lo mismo), adquirir deudas malas son simplemente malos hábitos financieros.

Cuidado con las deudas

Estamos en una época en la que rara es la persona que no tiene deudas, antes la gente simplemente ahorraba para comprarse algo o llevaba tiempo acumulando dinero que podía disponer para comprar cualquier cosa que le interesara en el presente, las deudas no eran algo común, hoy día en cambio hay personas que deben a medio mundo y lo peor es que en su mayoría son deudas malas, ojalá se hubieran endeudado por cosas que les iban a dar alguna rentabilidad a mediano o largo plazo, pero ¡la mayoría de sus deudas tenían que ser deudas malas!

Vivir con tus propios ingresos y llegar a vivir con menos ingresos de lo que ganas es lo que todo el mundo deberá hacer.

Muchas empresas que supuestamente tienen un sistema probado y supervisado por peritos para que de más dinero del que se invierte terminan en la ruina cuando se endeudan y algo sale mal, por ello es preferible no tener deudas.

Otro problema con las deudas es simple: ¡Las deudas son estresantes y quitan energía!

Los lectores llegaron al artículo buscando

Deja tu comentario!